CICLO "LA EMPRESA FAMILIAR COMPARTE": EL COVID-19 HA ACELERADO EL PROCESO TRANSFORMACIÓN DE LA EMPRESA FAMILIAR HACIA MODELOS DE SOSTENIBILIDAD15/04/2021

La pandemia provocada por el Covid-19 ha supuesto una aceleración de los procesos de transformación de las empresas familiares hacia un modelo más sostenible, y los valores intrínsecos a este tipo de empresas, como son la vocación por el largo plazo, el esfuerzo y el compromiso con las familias, los empleados y el entorno en el que se asientan, se han revelado como un importante aliado para avanzar por esta senda.

Así se ha puesto de manifiesto en la sesión online titulada “Transformación y Sostenibilidad”, organizada por las Asociaciones de la Empresa Familiar vinculadas al Instituto de la Empresa Familiar, que ha contado con la participación de Pilar Martínez- Cosentino, vicepresidenta Ejecutiva Grupo Cosentino, y de Enrique Silla, CEO Jeanología, y que han sido moderados por el periodista Juanma Romero.

Para Pilar Martínez-Cosentino, que lidera desde Almería una empresa que produce y distribuye superficies innovadoras para el diseño y la arquitectura, con 5.000 empleados en todo el mundo y unas ventas al exterior que representan el 92% de su facturación total, el concepto de sostenibilidad es algo más que cuidar del medio ambiente: “en Cosentino entendemos la sostenibilidad en un sentido amplio, como una manera de preservar la Compañía en el futuro haciéndola valiosa para el entorno ambiental, la sociedad y todos los grupos de interés”.

En esta misma línea se pronunció Enrique Silla, para quien la sostenibilidad consistiría en alinear tres aspectos: planeta, personas y beneficios. “Lograr el objetivo de la sostenibilidad solo se consigue con rentabilidad”, aseguró el CEO de Jeanología, una empresa textil valenciana presente en 22 países, cuya facturación procede en un 98% del exterior y que ha conseguido liderar la transformación de industria textil en el mundo con sus tecnologías disruptivas capaces de aumentar la productividad, reducir el consumo de agua y energía, eliminando al mismo tiempo residuos y emisiones.

Para los dos empresarios la sostenibilidad se ha convertido en un concepto clave dentro de la visión competitiva de la empresa. “Estamos en un mundo en el que el consumidor no va a comprar un producto si sabe que para fabricarlo se han destruido recursos naturales o se ha empleado mano de obra infantil”, aseguró Enrique Silla, quien además dijo que “si las empresas son competitivas en sostenibilidad y responsabilidad social, se ganarán la credibilidad y confianza del cliente y conseguirán atraer y retener talento”.

Las Administraciones Públicas deben incentivar, no penalizar

Por su parte, Pilar Martínez-Cosentino subrayó la necesidad de que las empresas realicen el viaje hacia la sostenibilidad acompañados de las Administraciones Públicas y de la sociedad en general. “Si queremos dar un salto adelante como sociedad, sin dejarnos a nadie atrás, necesitamos incrementar la competitividad de las empresas por la vía de incorporar talento, y para ello se necesita impulsar la FP Dual y unos estudios universitarios que respondan a las necesidades de las empresas”. “O hacemos un plan de Educación a largo plazo en España o será complicado evolucionar como país”, afirmó.

Desde el punto de vista de estos dos empresarios familiares, el papel de las Administraciones Públicas a la hora de lograr el reto de una mayor competitividad empresarial pasa por crear unos marcos normativos que incentiven la inversión y la actividad y no las penalicen. “Necesitamos incentivos a la generación de empleo, a la I+D+i; a la internacionalización; hace falta que las Administraciones nos ayuden a ser más competitivos. Las empresas somos parte de la solución, y en la medida en que seamos más competitivas y rentables, podremos contribuir de mejor manera a la sostenibilidad”, afirmó Martínez-Cosentino.

En la misma línea se pronunció Enrique Silla, quien pidió a las Administraciones Públicas “menos intervencionismo y que dejen la gestión en manos de las empresas”.

Sobre las lecciones que la pandemia ha dejado a las empresas familiares, los dos empresarios coincidieron en subrayar la capacidad de resiliencia que se ha instalado en los empresarios. “Creo que estamos ahora mejor preparados para un mundo más incierto; hemos ganado en flexibilidad y agilidad para enfrentarnos a situaciones que pueden volver a ocurrir en el futuro”, aseguró el CEO de Jeanología. Pilar Martínez-Cosentino hizo hincapié, además, en un nuevo estilo de gestión que apuesta por organizaciones más horizontales y que sabe escuchar mejor al cliente: “nos hemos reinventado, y lo que viene después del Covid no se va a parecer a lo que había antes”, señaló.

A su juicio, las herramientas con las que la empresa familiar seguirá liderando la creación de empleo y la generación de bienestar en las sociedades serán esa apuesta por la sostenibilidad que conecta directamente con la idiosincrasia de estas organizaciones y que, en buena medida, es la consecuencia de unos valores muy arraigados en su seno, como la mirada puesta en el largo plazo, los valores relacionados con la familia, el trabajo y el esfuerzo, y el compromiso con empleados, proveedores, clientes y con la sociedad.

No obstante, las empresas familiares “deberán seguir dando la batalla para ganar tamaño, perdiendo el miedo al crecimiento inorgánico, mediante operaciones de fusión”, como sostuvo Enrique Silla, y redoblar su apuesta por la comunicación “para poner en valor ante la sociedad su papel fundamental en la creación de riqueza y bienestar”, en palabras de Pilar Martínez-Cosentino.

Ciclo La Empresa Familiar comparte

El ciclo “La empresa familiar comparte” está organizado por la red de Asociaciones Territoriales de la Empresa Familiar, integrada por más de 1.500 empresas familiares líderes en sus sectores de actividad. El propósito de esta actividad es compartir entre los socios de toda la red de asociaciones sus experiencias ante la Covid-19, los retos a los que se han enfrentado y las medidas que han ido acometiendo para minimizar al máximo las consecuencias derivadas del mismo, además de visibilizar la importancia que tienen las empresas familiares en la generación de riqueza y empleo en España.

 


“EMPRESA FAMILIAR EN LAS AULAS” CONCLUYE SUS ACTIVIDADES EN SEGOVIA CON UNA VISITA VIRTUAL A NATURPELLET15/04/2021

La tercera edición del programa de fomento del emprendimiento “Empresa Familiar en las aulas” que desarrolla Empresa Familiar de Castilla y León en colaboración con la Consejería de Educación concluyó el 13 de abril sus actividades en Segovia con una visita virtual de los estudiantes del IES Ezequiel González a la empresa Naturpellet.

En total han sido más de un centenar de alumnos de 3º y 4º de la ESO y 6º de Primaria de tres centros educativos los que han tomado parte de esta iniciativa en la provincia segoviana, donde también ha colaborado la empresa Grupo Tejedor Lázaro de Fuentepelayo con una sesión de trabajo con estudiantes del CEIP Santa Clara de Cuéllar.

Naturpellet ha participado en esta tercera edición del programa junto con el IES Ezequiel González y el Colegio Marista Nuestra Señora de la Fuencisla María José Tapia, mostrando a sus alumnos su historia de emprendimiento a través de charlas y visitas realizadas por videoconferencia.

La directora Comercial y de Comunicación de la empresa, María José Tapia, y el director de Calidad y Financiero, Rubén Marcos, fueron los encargados de detallar a los estudiantes los orígenes de esta empresa familiar radicada en Sanchonuño y dedicada a la elaboración de pellet.

Así, explicaron que Naturpellet nació para dar una salida a la viruta y astilla que se generaba en la fabricación de palés por parte de Pallet Tama, otro proyecto empresarial emprendido por su padre hace 34 años, y narraron cómo ambas empresas han ido creciendo hasta convertirse en dos de las fábricas más grandes de España en su sector, con una producción de 10.000 palés diarios y 60.000 toneladas de pellet.

“Esto pasa con muchísimo trabajo y dedicando muchas horas” indicó María José Tapia, quien destacó también la importancia de los valores en la empresa, como son la calidad “por encima de todo”, el servicio al cliente, el cuidado del empleado y la ayuda al crecimiento del entorno, tanto del empleo local como del medio ambiente.

“Somos una empresa sostenible y ecológica”, afirmó la empresaria, resaltando también que “favorecemos el desarrollo del mundo rural y la fijación de la población, y también trabajamos con empresas de la zona”.

En este sentido, reiteró el arraigo y la apuesta de la compañía por su entorno, asegurando que “Segovia tiene mucho desarrollo posible y vosotros sois los encargados de hacerlo”.

Así, animó a los estudiantes a ser valientes, emprender y llevar a cabo su propia idea, para lo que les aconsejó ser constantes, investigar, buscar ayuda y seguir adelante, aunque encuentren obstáculos.

”Deja que te aconsejen y acostúmbrate a las críticas constructivas. Tienes que ser capaz de levantarte”, reiteró María José Tapia.

Diseñado por EFCL, “Empresa Familiar en las aulas” fue implantado por primera vez en Castilla y León durante curso 2018-2019 y desde entonces más de 3.500 estudiantes de toda la Comunidad, así como de Navarra, Castilla-La Mancha y Galicia han podido conocer los valores de la empresa familiar, así como su papel y relevancia en la economía y sociedad.


EFCL Y LA UVa RENUEVAN SU COLABORACIÓN PARA SEGUIR IMPULSANDO EL ESTUDIO Y LA INVESTIGACIÓN SOBRE LA EMPRESA FAMILIAR07/04/2021

La presidenta de la asociación Empresa Familiar de Castilla y León (EFCL), Rocío Hervella, y el rector de la Universidad de Valladolid, Antonio Largo, han renovado el convenio de colaboración que mantienen ambas entidades para seguir favoreciendo el estudio de la empresa familiar en el seno de la institución académica a través de la actividad de una cátedra específica sobre este tipo de compañías.

Constituida en el año 2001 por EFCL y la UVa, esta cátedra tiene por objeto la docencia, la investigación y el análisis de la realidad y la problemática de la empresa familiar a través del desarrollo conjunto de diferentes actividades.

Desde entonces, la cátedra ha formado a más de 1.400 alumnos en materias propias de empresa familiar, a través de una asignatura de libre configuración y una asignatura optativa.

La colaboración entre la UVa y EFCL contempla también la organización por parte de la cátedra de foros de encuentro, seminarios, mesas redondas y ciclos de conferencias abiertos a todos los miembros de la universidad, que permiten el intercambio de conocimiento, experiencias e inquietudes entre académicos, empresarios y estudiantes.

Incluye asimismo el desarrollo de actividades de investigación científica en el ámbito de la empresa familiar, cuyos resultados han sido publicados en revistas científicas de impacto y difundidos en los principales Congresos Nacionales e Internacionales de la materia, habiendo obtenido premios y reconocimientos externos.

Además, fruto de la colaboración con empresas familiares pertenecientes a EFCL, la cátedra ha participado en el desarrollo de diferentes proyectos en convocatorias públicas competitivas y con otras universidades españolas y extranjeras.

Durante la firma de la renovación del convenio, que tuvo lugar el 7 de abril, la presidenta de EFCL destacó la importancia de la educación como la herramienta más poderosa para el cambio y el desarrollo de Castilla y León, y expresó la apuesta de los empresarios familiares por seguir generando ilusión y empleo entre los jóvenes, impulsando su capacitación.

Asimismo, ambas partes manifestaron su predisposición para seguir colaborando en estas líneas de trabajo, implicando a más investigadores de distintas áreas de conocimiento y fomentando también las relaciones con otros centros y equipos de investigación nacionales y extranjeros.

También destacaron el objetivo de la cátedra de adoptar nuevos retos, entre los que figuran dotar de un mayor peso a la investigación en marketing y transformación digital en este tipo de compañías, ya iniciada desde la cátedra con estudios previos sobre la marca de las empresas familiares.

Esta nueva línea de investigación responde a las demandas actuales desde el ámbito del conocimiento y de la práctica empresarial, y constituye un factor diferenciador relevante y complementario de la Cátedra de Empresa Familiar de la UVa respecto al resto de cátedras de este tipo que forman parte de la red nacional del Instituto de Empresa Familiar, en la que está integrada.


"EMPRESA FAMILIAR EN LAS AULAS": GRUPO TEJEDOR LÁZARO TRANSMITE A LOS ESCOLARES LA IMPORTANCIA DE LA FORMACIÓN Y EL ESFUERZO PARA ALCANZAR EL ÉXITO PROFESIONAL26/03/2021

Alrededor de 40 estudiantes del CEIP Santa Clara de Cuéllar (Segovia) han participado en una sesión de trabajo con el Grupo Tejedor Lázaro como parte del Programa “Empresa Familiar en las aulas” que desarrolla Empresa Familiar de Castilla y León en Segovia en colaboración con la Consejería de Educación.

Los alumnos, que cursan 6º de Primaria, tuvieron la oportunidad de conocer la historia y valores de esta multinacional segoviana radicada en Fuentepelayo de la mano de su directora de Marketing y Comunicación, Sofía Arévalo, quien impartió una charla por videoconferencia en la que transmitió a los escolares la importancia de la formación y el esfuerzo para alcanzar los objetivos marcados.

“Tienes que hacer lo que más te guste y poner todo tu empeño en conseguirlo y en estar aprendiendo todo el tiempo”, explicó Sofía Arévalo a los estudiantes, a los que insistió en que “siempre puedes conseguir estar en el puesto que te propongas, pero hay que soñarlo y pensarlo. Solo hace falta esfuerzo y estar siempre formándose”.

La responsable de Marketing y Comunicación de Grupo Tejedor Lázaro puso como ejemplo de ello la trayectoria de esta empresa familiar, que se inició en el año 1951 de la mano de José Luis Tejedor y Ana Lázaro, dos maestros de escuela de Fuentepelayo que en sus ratos libres daban clases particulares de manera gratuita a los niños de la localidad con menos recursos económicos y que, como agradecimiento, eran obsequiados por sus familias con gallinas, lo que derivó en una primera granja avícola.

“Decidieron emprender y hacer algo nuevo”, precisó Arévalo, quien aseguró que ahora corresponde a los descendientes conservar el legado de sus fundadores. “El grupo tiene vida y debemos seguir cuidándolo y dejarlo a nuestros sucesores igual o mejor que como nos lo dejaron nuestros fundadores”, afirmó.

Para ello, esta empresa familiar se basa en cinco valores fundamentales como son el origen, el buen humor, el esfuerzo, la sostenibilidad y la familia, entendiendo como tal a todas las personas que integran el grupo. “Una empresa son las personas, que somos las que hacemos posible que esa empresa siga ahí, que viva o se muera”, aseguró.

En este sentido, precisó que un elemento diferenciador del grupo es intentar que todas las personas que trabajan en él sean felices para lo que pone a su disposición diferentes herramientas, como son medidas para favorecer la conciliación familiar, la igualdad de oportunidades y su formación, a través de su propia escuela denominada Dibaq Aprende.

“En 1951 eran dos personas y hoy el grupo genera 400 puestos de trabajo directo”, detalló Sofía Arévalo, quien explicó que la compañía está integrada en la actualidad por dos grandes grupos, Dibaq Group, ubicado en Fuentepelayo y cuya actividad es principal es la fabricación de alimentos para perros y gatos y para la acuicultura, y Derwent Group, radicado en Santander y que ofrece servicios para la exportación de los productos de Dibaq Group.

“Queremos un mundo mejor para las mascotas y la acuicultura”, indicó la responsable de Marketing y Comunicación de Grupo Tejedor Lázaro, quien precisó que la compañía también ofrece servicios de ingeniería de granjas de acuicultura y de fábricas de alimentación animal y suministros de materias primas de primera calidad. “No solo hacemos la alimentación, sino que nos encargamos de que en el que el sitio en que estén los animales, estén bien cuidados”, agregó.

La estrategia de futuro del grupo pasa por la innovación y la internacionalización. En este sentido, Sofía Arévalo concretó que además de las sedes de Fuentepelayo y Santander, el grupo dispone también de una planta en la República Checa, dedicada a la producción de alimentos para mascotas y caballos de competición, y cuenta con presencia en 79 países de Europa, África, Asia y América. “Solo nos falta la conquista del quinto continente, Oceanía”, anunció.

No obstante, reiteró el compromiso de la empresa por conservar sus raíces y por continuar con su actividad en su localidad de origen. “Apostamos por Fuentepelayo y seguimos aquí. Con esfuerzo y trabajo todo se consigue”, concluyó.

El Programa “Empresa Familiar en las aulas” continuará en la provincia de Segovia en el mes de abril con la participación de la empresa Naturpellet y dos centros educativos de la provincia, de modo que esta esta iniciativa de fomento del emprendimiento llegará a más de un centenar de estudiantes segovianos.

Diseñado por EFCL, “Empresa Familiar en las aulas” fue implantado por primera vez en Castilla y León durante curso 2018-2019 y desde entonces más de 3.500 estudiantes de toda la Comunidad, así como de Navarra, Castilla-La Mancha y Galicia han podido conocer los valores de la empresa familiar, así como su papel y relevancia en la economía y sociedad.


ENCUESTA EFCL: LA EMPRESA FAMILIAR MEJORA MODERADAMENTE SUS PERSPECTIVAS Y CRECE SU DESCONTENTO CON LA GESTIÓN DE LAS ADMINISTRACIONES24/03/2021

Los empresarios familiares están comenzando a atisbar la recuperación y mejoran su situación ante la crisis del coronavirus, ya que se reduce en 15 puntos el porcentaje de empresas que afirma estar afectada negativa o muy negativamente por la pandemia, según el sondeo de marzo realizado por Empresa Familiar de Castilla y León (EFCL) a sus asociados.

Así, mientras que la encuesta de enero de EFCL constataba que el 91%, de las empresas vivía una situación negativa, el nuevo sondeo reduce ese porcentaje hasta el 76%, al tiempo que sube del 85% al 92% las empresas que están consiguiendo mantener su actividad.

También se reduce al 42% el porcentaje de empresas que reconoce que la crisis está teniendo un impacto negativo en el empleo, mientras que se eleva hasta el 39,5% el número de empresas que afirma que la pandemia no ha tenido ningún impacto en su plantilla, e incluso un 18% afirma estar contratando más personal.

El teletrabajo (53%), la aplicación de ERTE (33%), el adelanto de vacaciones (10,5%) y la disminución de jornada (8%) han sido las principales herramientas utilizadas para mitigar ese impacto negativo en el empleo.

De este modo, siguen mejorando las perspectivas de las empresas tras la crisis, ya que vuelve a aumentar en 6 puntos el porcentaje que cree que el empleo se recuperará a niveles anteriores a la pandemia, hasta situarse en el 40%.

Asimismo, la mitad de las empresas cree también que recuperará sus ventas a los niveles anteriores a la crisis, lo que supone 10 puntos más que en el sondeo de enero.

Frente a ello, también sube el descontento de las empresas respecto a la gestión de las administraciones, tanto por parte del Gobierno, al que vuelven a otorgar un suspenso, con un 1,84, como de la Junta de Castilla y León, a la que otorgan una calificación de 2,78 sobre 10

De hecho, la totalidad de los empresarios considera que las medidas adoptadas son insuficientes y el 87% rechaza que cada Comunidad Autónoma decida sus propias actuaciones frente a la pandemia, 4 puntos más que en noviembre.

Igualmente, se incrementa en dos puntos hasta el 87% el desacuerdo de los encuestados con las políticas restrictivas sobre la hostelería de Castilla y León. La apertura total de este sector y la del comercio es una de las medidas que solicitan los empresarios en el sondeo para reactivar la economía, junto a las ayudas directas, una mayor financiación y una simplificación de los trámites administrativos y laborales.

Otra de las peticiones de los empresarios es el acceso a los Fondos Europeos Next Gen, que el 60,5% considera que serán útiles y servirán para la recuperación, por lo que reclaman una mayor información sobre este instrumento, ya que el 90% considera que es insuficiente.

Aun así, el 37% de las empresas confirma que ha presentado algún proyecto en forma de manifestación de interés, principalmente sobre digitalización (78,6%), sostenibilidad (71,4%), creación de empleo (35,7%) y atracción de talento (7,1%). El 85,7% de estos proyectos están abiertos a otras empresas.

Por último, y aunque se reduce cerca de 9 puntos respecto a noviembre, la encuesta vuelve a constatar que el absentismo sigue incrementándose en el 39,5% de las empresas como consecuencia a pandemia.

El sondeo forma parte del Plan de Acción contra el Coronavirus puesto en marcha por EFCL con el objetivo de ayudar a sus asociados a afrontar esta situación y que contempla también otras iniciativas como la organización de jornadas online y un Servicio de Información práctica sobre las medidas frente a la Covid-19.



Volver

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al continuar navegando, aceptas el uso que hacemos de ellas [+]. Aceptar  Rechazar